fbpx

Una higiene dental correcta es sinónimo de que se está siguiendo una rutina de limpieza diaria efectiva, utilizando los productos adecuados, el uso del cepillo, hilo dental, o colutorios y en muchas ocasiones escuchamos la siguiente afirmación:

«Me lavo los dientes todos los dias pero no tengo una boca sana.»

Eso es debido a que a pesar de ser una buena forma de mantener la higiene de los dientes y de la boca, existen ciertos hábitos que pueden poner en peligro la eficacia de estos métodos de limpiezay los profesionales de las clinicas ClearDent lo sabemos por ello te recomendamos los siguiente:

El momento del cepillado

Uno de los grandes errores que se cometen con mayor asiduidad es la elección del momento adecuado para realizar el cepillado dental. El cepillado nunca debe de hacerse inmediatamente después de las comidas, sino que deben de pasar al menos 20 minutos.

En caso contrario no daríamos tiempo a que los ácidos presentes por la comida se neutralizarán, y la fricción realizada con el cepillo provocaría un mayor daño en los dientes llegando a erosionarlos incluso.

Es  muy importante tener en cuenta este hábito especialmente en la ingesta de alimentos muy dulces o ácidos, ya que son los más propensos a provocar este tipo de daños en la estructura dental y por eso es muy recomendable conocer la importancia de la dieta en la salud bucodental.

trucos para habitos de higiene dental niños

Intensidad del cepillado

 

La intensidad con la que se realiza el cepillado dental es otro de los factores que pueden afectar a la salud e higiene dental. Tendemos a realizar un cepillado rápido e intenso, sin darnos cuenta de que si friccionamos con mucha intensidad la superficie de los dientes estaremos provocando un gran desgaste del esmalte dental, además de provocar sangrado de las encías.

Si no has efectuado mucha intensidad en la friccion y sale sangre seria conveniente que lo revise tu dentista habitual.

Los cepillos con cerdas de intensidad suave e intermedia son los más recomendables para realizar el cepillado, el cual debe de ser de intensidad suficiente para realizar una buena limpieza sin hacer daño, siguiendo movimientos circulares, nunca horizontales, y con tranquilidad, para asegurarnos de que realizamos una limpieza completa accediendo a todos los rincones posibles.

Bebidas dañinas

Las bebidas carbonatadas son unas de las grandes enemigas de la higiene dental, a pesar de estar muy presentes en la alimentación diaria. Dos de las grandes propiedades dañinas  de este tipo de bebidas es la presencia de azúcares y de ácidos, afectando de forma directa a la aparición de caries y erosión del esmalte dental.

El azúcar presente en este tipo de bebidas, por otro lado, sirve de alimento para los microrganismos presentes en la superficie dental, lo cual favorece la aparición de caries.

Para minimizar los efectos de las bebidas carbonatadas en la higiene dental, conviene reducir su consumo en la medida de lo posible, y en el caso d consumirlas, enjuagarse la boca inmediatamente después dela ingesta para eliminar la mayor cantidad de azúcar posible de la boca. En otro post de nuestro blog de Cleardent, os recomendamos algunas bebidas y comidas que ayudan a mantener la saludo bucodental.

Otra de forma de reducir los efectos nocivos de este tipo de refrescos consiste en tomarlos mediante una pajita. De esta forma el impacto sobre los dientes se reduce, ya que la bebida pasa de una forma más directa a la garganta.

El cepillado dental con una pasta dentífrica adecuada ayudará a mejorar este problema y a evitar en la medida de lo posible esta serie de efectos nocivos.

 

No obstante, en nuestras clinicas de Jaen y de Granada, ayudamos tanto a niños como a mayores, a conseguir habitos saludables para tener una buena higiene dental. Si quieres comprobarlo solicita una cita en alguna de nuestras clínicas y estaremos encantados de ayudarte.

 

Hábitos que perjudican la salud e higiene dental 1

 

Llamar Whatsapp Pedir Cita