Los adornos dentales o famosos grills, son incrustaciones metálicas conformadas para ubicarse de manera vistosa en las unidades o conjuntos dentales. Inicialmente fueron usados por diferentes artistas de hip hop, en la década del 80, pero consiguieron mayor popularidad varias décadas después.

Comúnmente, estas coberturas decorativas están elaboradas con oro, plata, diferentes metales y piedras preciosas. La mayoría son desmontables y se pueden quitar, aunque en algunos casos suelen ser permanentes. Esta nueva tendencia es utilizada por varios artistas influyentes y su repercusión alcanza a un número de personas cada vez mayor. La joyería dental es una moda adoptada principalmente por los jóvenes, aunque no excede a los adultos mayores, suele ser muy costosa y requiere también ciertos recaudos o precauciones para no afectar la salud de los dientes.

¿Cuáles son sus efectos negativos?

Las joyas dentales pueden ser nocivas para la salud de la boca en general. Esto depende de varios factores como el material del que están hechos los adornos, el profesional o la persona escogida para colocarlos, los procesos de esterilización, colocación y los cuidados posteriores.

Los efectos perjudiciales de estos nuevos accesorios pueden alcanzar diferentes zonas de la boca, ya sea la mandíbula, las encías, el mal aliento y el daño de las mismas piezas dentales. Uno de los problemas más comunes es la irritación, el enrojecimiento o la inflamación de las encías. Si este síntoma se ignora o no se trata convenientemente, puede causar una enfermedad gingival y hasta pérdida ósea.

Los grills también pueden provocar decoloración del diente, dientes astillados, caries, escoriación en los dientes adyacentes, y mal aliento. Además, en algunos casos, pueden impedir el proceso de masticación al limitar la capacidad de cerrar la boca correspondientemente. Esto genera tensión en los músculos de la mandíbula y puede provocar dolor de cabeza y rechinado de dientes.

Las reacciones alérgicas también suelen ser producidas por adornos dentales ya que en muchos casos y debido a su alto costo suelen estar elaborados con piedras no preciosas o materiales más económicos y nocivos para la salud dental.

 

adornos dentales y salud dental

 

 

Recomendaciones para usar adornos dentales

A pesar de los daños que esta nueva y brillante tendencia pude provocar en los dientes, muchas personas deciden incorporarla igual, por lo que es fundamental conocer ciertos cuidados o precauciones antes de adoptarla.

  • Seleccionar de manera adecuada el profesional y el material del que va a estar compuesta la cobertura es una importante manera de evitar algunos inconvenientes como reacciones alérgicas o colocaciones defectuosas. Además, un odontólogo capacitado podrá brindar abundante información acerca del tema y orientar al paciente.
  • La higiene bucal es primordial a la hora de cuidar las encías y dientes. En necesario utilizar cuidadosamente hilo dental y cepillarse con pasta de dientes antibacteriana para evitar que los residuos alimenticios puedan afectar el margen gingival. Además, es importante no olvidar higienizar también los accesorios dentales al quitarlos de la boca.
  • Por último, se aconseja limitar el tiempo de uso de aquellas joyas dentales que sean desmontables. Quitarlas antes de comer es una gran forma de proteger los dientes y evitar la acumulación de residuos durante las comidas.

Como toda moda, los adornos dentales son una declaración social y una forma de expresión a la que los jóvenes suelen darle mucha importancia. La adopción de esta estética debe ser responsable y consciente para que a largo plazo no pueda afectar el estado de los dientes o de la salud bucal en general.

Llamar Whatsapp Pedir Cita